Lo Último

Novedades en la pestaña Extras, si eres Autor no olvides revisar las Normas con regularidad


Recomendamos utilizar Google Chrome para ver el blog completo

jueves, 29 de octubre de 2015

DOBLE TRAICIÓN

            (Este es un relato totalmente ficticio. Los nombres que aparecen en él están escogidos al azar. Cualquier parecido con la realidad es pura coincidencia, pues lo que aquí se relata se debe solo a la imaginación de la autora).

     Por debajo de la mesa Vicente sintió que unos pies acariciaban sus pantorrillas miró a izquierda y derecha pues su mujer estaba enfrente. Ambas familias estaban reunidas en el restaurante celebrando el cumpleaños y la graduación del hijo mayor, que esta vez ocupaba asiento junto a su madre.

Sin embargo él tenía a los lados a Cristina y Sandra, hermanas de su mujer, estaba inquieto. Se habría equivocado – pensó – tiene a su marido al lado. Sin duda debía ser Cristina porque Sandra nunca mostró interés por los hombres.

Toda la comida transcurrió con la algarabía propia de la festividad familiar hasta los postres; ahí estaban demasiado relajados con los efluvios de las bebidas y una mano se deslizó sobre la pierna de Vicente. Él se quedó inmóvil. Sí, era Cristina pero ¿cómo actuar en semejante situación? Siguió quieto y aguantó la respiración hasta que ella retiró su mano.

Después de la personalizada tarta que tanto les asombró vinieron brindis y más brindis, ¡viva la alegría! Vicente anhelaba que acabara cuanto antes, se desquiciaba por momentos, pero de pronto dio un respingo cuando notó de nuevo la mano de Cristina acariciándole la entrepierna.

Se levantó con sudores fríos y fue al baño a mojarse la cara y el cuello. Estaba a cien pero debía controlarse aunque la que debía  tocarle ni siquiera le miraba. Apoyadas las manos sobre el lavabo se miraba en el espejo como si éste pudiera darle las respuestas que necesitaba.

Ya había observado en otra ocasión que,  por el resquicio de la puerta, su cuñada le miraba mientras dormía la siesta en calzoncillos, con su verga erecta escapándose de ellos En esa ocasión se hizo el dormido pero algo similar sucedió en otra ocasión. Estaban sentados en el sofá de su casa viendo una película y él trasteaba con su nuevo móvil, poniéndolo a grabar para ver la calidad del aparato. No esperaba visionar nada interesante, cual sería su sorpresa al comprobar los movimientos pélvicos continuados de Cristina, que sólo mirándole llegó al  éxtasis orgásmico. Pasados los primeros instantes de alucinación soltó una carcajada pero en lugar de borrarlo lo pasó al archivo secreto del ordenador. En cuanto la familia  dormía se levantaba sigiloso e iba al despacho, revisándolo con morbo y comenzando la masturbación  hasta conseguir la eyaculación.

            Regresó al gran salón, que estaba quedándose vacío. Muchos de los invitados iban hacia los coches planificando una tarde divertida para los niños.

   Cristina se le aproximó invitándole a que la llevara a casa en su vehículo pues su marido se quedaba con su madre, sus hermanas y los críos. Sin decir nada, solo con un movimiento afirmativo de cabeza, se subieron al automóvil. Vicente seguía sin abrir la boca  y ella soltaba de vez en cuando algo insinuante. Por fin llegaron a la vivienda y Cristina le invitó a pasar; él sabía bien lo que sucedería, aún así entró cerrando la puerta tras de sí e inmediatamente ella se abalanzó poniéndole contra la pared, besándolo mientras le desabrochaba el cinturón. Vicente se dejó llevar hasta el sofá, quitándose la ropa y mientras ella se desnudaba con furia desenfrenada.

Regresó a casa con sentimiento de culpabilidad. Abrió despacio encaminando sus pasos hacia el despacho cuando al pasar por delante de la puerta del salón vio la misma escena que acababa de interpretar  solo que con actores cruzados.
                                                                                               
agosto de 2015

2 comentarios:

  1. Una entrada muy interesante sobre el temas de la vida diaria gracias Toñi RV por compartir

    ResponderEliminar
  2. ¡Buenísimo relato...!!! Y como decimos por acá,esas cosas suceden hasta en las mejores familias :))) ME HA ENCANTANDO La frescura y delicadeza con que lo narras y un final I-NES-PE-RA-DO ¡Gracias por compartir...!!! ¡Besitos linduraaaa...!!

    ResponderEliminar

Comentar es un incentivo para el autor

ENVÍA ESTA PÁGINA A UN AMIGO
Indica su e-mail: