Lo Último

Novedades en la pestaña Extras, si eres Autor no olvides revisar las Normas con regularidad

Recomendamos utilizar Google Chrome para ver el blog completo

viernes, 18 de septiembre de 2015

Acción.... y reacción

Extraída de Google


Cuando a la pequeña Lily le dijeron que la persona a la que había llamado padre durante sus seis años de vida no era portador se su misma sangre, hicieron falta diecisiete sesiones con el psicólogo del colegio para que pudiera entender que el amor que había sentido por aquella figura paterna era completamente comprensible, al mismo tiempo que necesario, real y beneficioso para poder afrontar que probablemente algún día tendría que admitir ese rol en una persona desconocida.

Cuando Amanda Mendoza no pudo convencer, ni a su marido, que la única persona con la que había mantenido relaciones sexuales durante su joven vida era con la que había convivido los últimos ocho años, el mundo pareció ceder bajo sus pies. Incapacitada para entender que nadie la creyera, su aturdida mente se alejó de aquella incomprensible realidad que la llevaba hacía unas sombras en absoluto imaginadas.


Cuando Joseph Lynus descubrió que sus espermatozoides nunca habían buceado vivos dentro de sus genitales: incapaz de no darle valor a los cinco análisis realizados tras su rutinario y obligatorio chequeo de los cincuenta años, la vida tornó los tonos pastel de su alegre matrimonio, en copiosas y amenazadoras nubes de color gris tormenta. Y no antes de que su corazón asimilara que su pequeña ya no fuera su viva imagen.

Cuando la agente Stern recibió la llamada del ayudante de laboratorio de la analista encargada de las pruebas de fertilidad, informando de la sentencia desfavorable firmada por parte de un juez llamado Rubén Mendoza, contra el progenitor de la analista, tierra y lágrimas caían ya sobre el féretro de Amanda.

Cuando padre e hija regresaron llorando a casa tras el entierro… se dieron cuenta, que por más que grite un corazón, al no emitir voz….. nadie lo escucha.

Acción y… reacción… axiomas a los que les falta… reflexión.

2 comentarios:

  1. Wuauuu....Me ha tocado el alma.....Una bella historia,por ello se dice se debe hablar con la verdad a los pequeños en adopción,en mi caso siempre supe que papá no era mi padre pues aún pequeña lo sabía y tuvimos una vida muy feliz de padre e hija,sin duda lo más conveniente es que los pequeños lo sepan ...Masque pues es decisión de los papis....Un tema poco tratado Carlos pero a tu pluma no se le ha escapado....¡Estupendo,gracias por compartir..!!! ¡Besitos muchitos..!!!

    ResponderEliminar
  2. Ésta familia no ha tenido tregua!, pero como decimos en mi tierra........en todas las familias se cuecen habas.........lo que quiero decir es que no hay familia que se salve de sus propias desgracias o sorpresas que da la vida, capacidad de superación, esfuerzo mental y aceptar la realidad con ánimos de avanzar. Gracias Carlos!! yo también he reflexionado aunque no sé si he enfocado bién el objetivo de tu reflexión, abrazo!

    ResponderEliminar

Comentar es un incentivo para el autor

ENVÍA ESTA PÁGINA A UN AMIGO
Indica su e-mail: